viernes, 26 de junio de 2009

FUNDACIÓN CASA DEL LIBRO TOTAL





La gestión del patrimonio inmaterial
Por. Victor Hugo

El Proyecto de la Casa del Libro Total es una mirada que re-valoriza el concepto y la historia que los diferentes sectores sociales de Santander, han construido como su noción de patrimonio inmaterial.

De tal manera, que es una búsqueda soportada en la investigación pertinaz y en un verdadero acto de amor, que se confiesa así como sujeto en medio de un espacio apropiado y valorizado por lo simbólico de contenidos e imaginarios, de la sedimentación de las inversiones estéticas y afectivas, de la lúdica de la representación, que es el significado de la territorialidad, como extensión del cuerpo, las cosmovisiones y las imbricaciones que nos impone el paisaje.

La propuesta liderada por (Sic) Editorial Ltda., que es parte de la iniciativa privada de la empresa santandereana Sistemas y Computadores S.A., es la mejor evidencia de cómo los empresarios de la región deberían ser, también protagonistas de los distintos proyectos culturales, que los creadores venimos proponiendo en el oriente colombiano y que necesariamente requieren de la sinergia y la proactividad de los diferentes sectores sociales y gubernamentales.

En la actualidad, la Fundación Casa del Libro Total, cuenta con tres (3) Salas de Exposiciones, dos (2) Salas de Lectura y un escenario para eventos culturales. Además, en el link www.ellibrototal.com podemos encontrar 400.000 páginas virtuales sobre Santander.

Por eso, con el propósito de conocer la labor que viene realizando la Casa del Libro Total y las perspectivas de su desarrollo, diálogamos con Daniel Navas, su director.

Propuesta

La casa del libro total es un centro para la recuperación de patrimonio cultural y comprometido con la preservación de nuestra historia, de nuestros pintores, de nuestras expresiones artísticas y culturales.

Por eso, hoy la Casa del Libro Total, donde se han presentado nueve exposiciones artistas santandereanos que son parte significativa de la historia de las artes plásticas. De tal forma, que hemos logrado recuperar en imágenes y su obra, que alcanza hoy a mil 500 piezas en un año, en el que hemos estado empeñados en preservar la memoria visual y documentar su presencia y el valor que ha significado para la historia cultural de Santander.

Además, la investigación la podemos encontrar en el Libro Total, que es el proyecto nuestro, construido para el ciberespacio y en el que podemos visitar en la página www.ellibrototal.com.

Las exposiciones

El sentido de abrir una la exposición no tiene un sentido netamente curatorial, es decir, que sólo pretendemos traer la obra de los artistas que están en estos momentos en manos particulares para registrarlas digitalmente y, para que los santandereanos puedan acceder a ellas, ya sea en las salas o desde la web.

De ahí que, la intención, rebasa lo físico, la exposición, sino que se convierte en una oportunidad para preservarlas digitalmente, con el propósito de que exista un registro, como el que ya se ha logrado con artistas de Segundo Agelvis, Rodríguez naranjo, Martin Quintero Pacheco, entre otros, de los que se lograron recoger, de cada uno, más o menos unas 400 obras fotográficamente. Desde este punto de vista, esta es la colección más importante de artistas santandereanos que hay en este momento.

Por eso, hay que entenderlo desde ese punto de vista, no desde lo curatorial, sino que lo que estamos haciendo es un proceso de recuperación de patrimonio para que la gente conozca a sus artistas y vamos mas allá de la obra, porque estamos tratando de recuperar de cada artista todo lo que se escribió sobre él, las entrevistas que se le hicieron, las publicaciones de prensa y, con la ayuda de la misma familia tratamos de contextualizar al artista, partiendo de su época y de que fue y lo que dejo para las próximas generaciones.

Además, esta misma labor la realizamos con otras expresiones, como la música, con el teatro, la literatura de la región. En este sentido, en la actualidad contamos 400.000 páginas sobre Santander, en el ciberespacio, donde se pueden encontrar libros, imágenes y música. Lo más relevante de esta labor, es que estamos trabajando en conjunto con varias instituciones para que ese proceso de recuperación sea visible y, para que nuestras próximas generaciones sepan quienes fueron sus artistas, músicos y escritores.

Intención

Por eso, es que desde este sentido es que asumimos la preservación del patrimonio inmaterial, que va más allá de tener una obra expuesta, por un mes, sino la idea es dejar un registro de todas esas cosas que pasan por la Casa del Libro Total y, hacer un proceso de trabajo de campo en las casas, en los lugares donde hay obras que no se pueden traer, pero si se pueden fotografiar y hacer un registro digital de estas.

Desde esta perspectiva, la metodologías, cuando hacemos una exposición, es convocar a artistas, a los mismos familiares, a la gente que conoció al artista, a críticos en Bogotá y les preguntamos sobre su obra.

Por otro lado, nosotros no queremos hacer una exposición, es decir, en últimas lo que nos proponemos es una investigación antes de colgar una obra. Igualmente, es importante para el proceso vincular a la familia, los amigos y quienes estuvieron a su alrededor, esto hace parte fundamental y vinculante de nuestra indagación. Por eso, antes de abrir las salas hacemos un verdadero proceso.

Sin embargo, debo reconocer que estamos aprendiendo y se presentan dificultades y errores, como en cualquier proyecto, creo que es normal y, lógicamente nosotros no somos museo; de ahí que, estamos tratando de aprender para hacer un trabajo de recuperación, con la intención de mejorar la puesta en escena de la obra plástica de los maestros santandereanos; en este aspecto, debo ser muy sincero: la Casa se las sabe todas, sólo pretendemos, con la rigurosidad de la investigación, aunque estamos consistentes que aún nos hace falta mucho, de tener especialista permanente en las salas que realicen la guianza y nos contribuyan en muchos aspectos, aunque tengo que señalar que en ese momento los recursos con que contamos son limitados, aunque lo que nos sobra es la capacidad de trabajo frente a lo que nos hemos propuesto.

De otro lado, tengo que reconocer que la crítica, como la de Artistas Zona Oriente nos ha ayudado a mejorar muchísimo, porque de la primera exposición que tuvimos a la de Saturnino Ramírez, es una cosa totalmente diferente y, pero aunque no somos perfectos todavía, hay errores, pero hay que seguir trabajando hasta lograr algo digno, que el público pueda acercarse de a las obras entender lo que significa o llevarse su propio punto de vista sobre el conjunto de la exposición, entender la dimensión del artista, la concepción de su propuesta y , si se quiere que también pueda controvertirla.

La Casa y la cultura

La cantidad de gente que viene a nuestra instalaciones, sin ser despectivo ni desconocer otros esfuerzos que se vienen procurando, ni de ser la ofensa de la vanagloria jactanciosa e impertinente, tengo que señalar que en ningún museo, en estos momentos de la región, hay tanta gente en el día y prueba de eso es que se reparten 10.000 afiches mensuales de la exposición. Lo que me permite decir, que es gente que algo se llevo, que son 10.000 personas que vieron la obra, porque si se llevaron el afiche, fue porque que encontraron algún interés, es ahí cuando uno dice que realmente el público está viendo la obra del artista; por lo tanto, estamos construyendo un verdadero museo y un espacio para la preservación del patrimonio inmaterial y no sólo un lugar al que nadie, ni siquiera los colegios están obligados a venir.

Por lo tanto, La Casa del Libro Total, se volvió en un sitio de paso donde la gente que va a hacer otra cosa, de repente se encuentra con una exposición, con un músico o con un escritor, esto nos permite posibilitar un espacio donde no solamente la cultura sea de cierto estrato, porque usted sabe que la cultura esta estratificada, que se ha vuelto algo de élite, es decir, estamos transformando su diálogo y la pertinencia de su significado en Santander, porque hoy podemos encontrar del estrato uno al seis, en cada uno de nuestros eventos, por eso, y para nosotros es muy significativo, ver una señora de estrato uno al lado de una de seis sentada al lado. Lo que nos dice que estamos logrando algo, que nos enriquece a todos, de crear público; porque, entre otras cosas, lo grave de la cultura es que la gente tiene que pagar por entrar, por disfrutarla y, es ahí donde al ciudadano no le causa ningún tipo de interés ir a algo cultural por lo oneroso que le resultas, mientras que estamos falta de público en los espacios culturales debido a esta realidad y nuestra propuesta consiste en preservar el patrimonio inmaterial y construir públicos.

Fotos: Aspectos generales de la Casa del Libro Total. Hugsh, 2009©
Casa del Libro Total, Calle 35 No. 9-81. Entrada Gratuita.

1 comentario:

ARTISTAS ZONA ORIENTE dijo...

También, les recomendamos leer este artículo publicado en el Blog:
CASA DEL LIBRO TOTAL Y LA EXCLUSIÓN VISUAL
http://artistaszonaoriente.blogspot.com/2009/12/casa-del-libro-total-y-la-exclusion.html